X
X
/
    oficina de la mujer corte suprema de justicia elena highton de nolasco cámara federal de casación penal lesa humanidad la escuelita tragedia de once julio de vido amado boudou ciccone julio de vido tragedia de once santiago inchausti mar del plata trata de personas explotación sexual tragedia de once julio de vido cámara federal de casación penal santiago maldonado cámara federal de comodoro rivadavia guido otranto gustavo lleral corte suprema de justicia facebook lesa humanidad miguel etchecolatz tragedia de once julio de vido
    X
    oficina de la mujer corte suprema de justicia elena highton de nolasco cámara federal de casación penal lesa humanidad la escuelita tragedia de once julio de vido amado boudou ciccone julio de vido tragedia de once santiago inchausti mar del plata trata de personas explotación sexual tragedia de once julio de vido cámara federal de casación penal santiago maldonado cámara federal de comodoro rivadavia guido otranto gustavo lleral corte suprema de justicia facebook lesa humanidad miguel etchecolatz tragedia de once julio de vido
    X
    Fecha de publicación:
    Lunes, 18 de abril de 2011

    La Cámara Federal porteña identificó los restos de cinco personas desaparecidas

    Es en el marco de las actuaciones, encabezadas por el juez Horacio Cattani, por la búsqueda de la verdad y destino final de desaparecidos durante el último gobierno militar. El tribunal ordenó la entrega de los restos a los familiares

    “COMUNICADO DE PRENSA

    Con fecha 28 de marzo del corriente año la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional Federal de la Capital Federal, mediante la Resolución nro. 4/11-P, formalizó la identificación de cinco personas que se encontraban desaparecidas y ordenó la entrega de sus restos a los familiares.

    Se trata de los siguientes casos: María Leonor Abinet, Gladis del Valle Porcel de Puggioni, Liliana Irma Ross de Rossetti, Norma Robert de Andreu y Miguel Ángel Soria.

    María Leonor Abinet tenía 31 años y estaba embarazada de siete meses cuando fue secuestrada el 16 de septiembre de 1976 en Caseros, Provincia de Buenos Aires. Su pareja, Miguel Ángel Gallinari, también había sido secuestrado el 23 de junio de ese año en Morón y a la fecha permanece desaparecido. La hija de la pareja, Elena Gallinari Abinet, nació en cautiverio el día 5 de noviembre de 1976 y fue localizada por las Abuelas de Plaza de Mayo en 1986. Estaba en manos de un subcomisario de la Policía de la Provincia de Buenos Aires y fue recuperada por sus familiares en 1987, conviertiéndose en el primer caso de una niña nacida en cautiverio que pudo ser restituida.

    Gladis del Valle Porcel de Puggioni fue secuestrada el 28 de octubre de 1976 junto con Marta Angélica Taboada de Dillon y Juan Carlos Arroyo en la localidad de Moreno, Provincia de Buenos Aires. Los restos de Arroyo fueron identificados en el año 2009 por este Tribunal, mediante la resolución nro. 6/09-P dictada el 1° de julio de ese año. Hugo Aníbal Puggioni, pareja de Gladis Porcel, fue asesinado por la Triple A en Buenos Aires, en el mes de septiembre de 1974.

    Al momento de ser secuestrada Gladis tenía 23 años de edad y se encontraba embarazada de cinco meses. Distintos testimonios señalan haberla visto en los centros clandestinos de detención “Proto Banco” y “Vesubio”. Había nacido en la ciudad de Salta y era hija de la dirigente justicialista Hortensia Rodríguez de Porcel, diputada provincial que trabajó con el Dr. Miguel Ragone, gobernador de esa provincia electo en 1973 y secuestrado el 11 de marzo de 1976, hecho por el cual actualmente se sustancia un juicio en el Tribunal Oral Federal de Salta.

    Liliana Irma Ross de Rossetti fue secuestrada el día 10 de diciembre de 1976 en la ciudad de La Plata. Como María Leonor y Gladis, también estaba embarazada -de cuatro meses-. Tenía 21 años de edad y era oriunda de Chacabuco, Provincia de Buenos Aires. Hay testimonios que indican haber visto a Liliana en el centro clandestino de detención de 1 y 60 en La Plata, dependiente de la Policía de la Provincia de Buenos Aires.

    Norma Robert de Andreu tenía 25 años cuando fue secuestrada el 16 de octubre de 1976 del domicilio de sus padres en Carhué, Provincia de Buenos Aires, por un grupo que dijo pertenecer a la Brigada de Investigaciones de la ciudad de Bahía Blanca. Era maestra y estudiaba la carrera de arquitectura en la Universidad Nacional de La Plata. Su esposo Edgardo Miguel Andreu había sido secuestrado 15 días antes en La Plata y aún permanece desaparecido. Según algunas versiones, ambos fueron vistos en el centro clandestino conocido como “Pozo de Banfield”.

    La quinta persona identificada es Miguel Ángel Soria, un obrero de 25 años nacido en Berisso, Provincia de Buenos Aires. El día 6 de junio de 1976 se presentaron en su domicilio un grupo de personas encapuchadas al mando de quien dijo ser un comisario inspector de la Brigada de Investigaciones de La Plata -lugar que funcionó como centro clandestino de detención- y se lo llevaron secuestrado. Miguel Ángel era delegado en los Astilleros Rio Santiago y en el Frigorífico Swift.

    Los restos óseos de todos ellos fueron recuperados del Cementerio Municipal de General San Martín. En el año 1984 se exhumaron varios cuerpos de personas sin identificar y se remitieron a la Asesoría Pericial de La Plata. Al no poder arribar a ninguna identificación, los restos fueron devueltos a esa necrópolis e inhumados en veinticinco bolsas.

    Por orden de este Tribunal, en el mes de abril de 2006 el Equipo Argentino de Antropología Forense se constituyó en el Cementerio y recuperó esos restos. Al efectuarse los primeros estudios sobre el material exhumado se observó “…que cada bolsa presentaba elementos óseos pertenecientes al esqueleto de más de un invidividuo, mezclados entre sí”, y se determinó que los restos pertenecían “al menos a 35 personas”.

    Una vez establecida la cantidad mínima de personas, se remitieron muestras óseas de todas ellas a los laboratorios “Bode” de E.E.U.U. y “L.I.D.M.O.” de la ciudad de Córdoba para efectuar los estudios genéticos correspondientes, lo que permitió ir logrando paulatinamente las identificaciones.

    Paralelamente, se continuó con la tarea de reasociación intraesqueletal de los restos mezclados entre sí, que consiste en la realización de análisis genéticos de las distintas piezas óseas enviadas y a partir de los resultados positivos ir conformando e integrando los esqueletos recuperados.

    De acuerdo a las constancias documentales reunidas la mayoría de estas personas fueron halladas en los primeros días del mes de febrero de 1977, en diferentes lugares de Ciudadela, Partido de Tres de Febrero, Provincia de Buenos Aires. Las partidas de defunción oportunamente confeccionadas dan cuenta que las muertes se produjeron en todos los casos por heridas de bala.

    Con estos resultados, las tareas emprendidas por este Tribunal, en el marco de la “búsqueda de la verdad”, tendientes a determinar el destino de personas Adesaparecidas@ durante el período 1976/1983, permitieron hasta el momento lograr 200 identificaciones, con entrega de restos en 171 casos.


    Horacio R. Cattani, juez encargado de las actuaciones relacionadas con la búsqueda de la verdad y destino final de las personas  desaparecidas (Ac. 70/98 C.C.C.Fed.)”

    23
    Últimos fallos
    Acordadas y resoluciones