X
X
/
    corte suprema de justicia de la nación cámara federal de casación penal marcos paz maría lilia gómez alonso de díaz cordero gestión judicial cámara federal de casación penal alberto nisman sabrina namer cámara federal de casación penal ley de migraciones expulsión de extranjeros ernesto kreplak contaminación ambiental la plata abasto oficina de la mujer corte suprema de justicia elena highton de nolasco claudio bonadio gustavo vera claudio bonadio julio de vido universidad de san martín cámara federal de casación penal apremios ilegales santiago inchausti mar del plata trata de personas cámara federal de casación penal sebastián romero congreso de la nación
    X
    corte suprema de justicia de la nación cámara federal de casación penal marcos paz maría lilia gómez alonso de díaz cordero gestión judicial cámara federal de casación penal alberto nisman sabrina namer cámara federal de casación penal ley de migraciones expulsión de extranjeros ernesto kreplak contaminación ambiental la plata abasto oficina de la mujer corte suprema de justicia elena highton de nolasco claudio bonadio gustavo vera claudio bonadio julio de vido universidad de san martín cámara federal de casación penal apremios ilegales santiago inchausti mar del plata trata de personas cámara federal de casación penal sebastián romero congreso de la nación
    X
    Fecha de publicación:
    Sábado, 08 de septiembre de 2012

    Lorenzetti, sobre el proyecto de reforma del Código Civil: “Está muy enfocado en facilitar la vida cotidiana de las personas”

    El presidente de la Corte Suprema de Justicia de la Nación aseguró que el nuevo cuerpo normativo contempla la igualdad de sexo y resguarda a los más vulnerables. “Tenemos que proteger la libertad, que cada uno organice su vida como lo desea”, agregó

    El presidente de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Ricardo Lorenzetti, aseguró que el proyecto de reforma del Código Civil y Comercial “está muy enfocado en facilitar la vida cotidiana de las personas antes que obstaculizarla, como a veces hace la ley”.

    Fue este sábado, en diálogo con el programa “Gente de Derecho”, que conduce por radio América Jorge Rizzo, titular del Colegio Público de Abogados de la Capital Federal.

    Lorenzetti, que encabezó la Comisión de Reforma de los códigos (fue integrada también por Elena Highton de Nolasco y Aída Kemelmajer de Carlucci), dijo que sancionar un nuevo cuerpo normativo es necesario, “porque en el Código Civil de Vélez Sarsfield, de fines del Siglo XIX, era una sociedad y una economía muy distinta. Y si bien ha sufrido actualizaciones a través de la ley especial, es necesario tener hoy una ley comprensiva, sistemática”.

    “En esto hay coincidencia absoluta de toda la doctrina argentina, pero además tiene un aspecto práctico importante. Imagínense que el Código Civil en la época de Vélez regulaba un tipo de persona que es muy distinto del que hay hoy. Se tomaba el modelo del hombre y no contemplaba a la mujer. En este proyecto hay numerosas disposiciones sobre la igualdad de sexo. Se tomaba al hombre adulto y no a los niños y adolescentes o a las personas de edad avanzada. En este proyecto se los incluye como sujetos de derecho”, indicó.

    Asimismo, señaló que el de Vélez considera al hombre adulto que tenía educación, de clase media alta. “Nosotros hoy partimos de la base de que ése no es el único modelo, porque la mayoría de todos nosotros hoy tiene situaciones en las cuales no somos expertos, sino más bien inexpertos. La sociedad se ha vuelto muy difícil tecnológicamente”, indicó.

    Entonces, añadió, “si partimos de la base de que todos conocemos todo y si no nos informamos somos culpables, como dice el Código actual, en la vida cotidiana esto no funciona así, porque cada vez hay más situaciones, por ejemplo cuando se contrata por Internet, por cajero automático o un teléfono celular… En la mayoría de las situaciones de la vida concreta no sabemos absolutamente nada. No somos expertos. Y por eso hay que contemplar al experto pero también al profano, al que no sabe, y proteger esto que llamamos ‘vulnerabilidad cognositiva’”.

    Con respecto a la familia, Lorenzetti dijo que “la tradición legislativa que ha tenido la Argentina en los años de la democracia es una tradición mucho más pluralista y hay muchos modelos… Nosotros tenemos que proteger la libertad, que cada uno organice su vida como lo desea”.

    “También hay toda una concepción humanista marcada en este proyecto, vinculada a proteger los derechos personalísimos. Hoy vivimos en una sociedad en donde es muy posible avanzar sobre la vida privada, sobre el dato personal. Va a llegar un momento en el cual nosotros vamos a ir a pedir un trabajo y nos van a decir que no nos dan ese trabajo porque de acuerdo a los datos genéticos que tenemos dentro de diez años vamos a tener depresión o una enfermedad. Es decir, no estamos muy lejos de aquellas sociedades que imaginaron (George) Orwell o (Aldous) Huxley en el sentido de que están vigiladas o controladas por una gran base de datos. Entonces, frente a eso, que es un fenómeno a escala global, hay que armar una esfera que proteja la libertad de las personas en cuanto a la capacidad de decir y de que nuestros datos no sean tomados para limitar nuestra libertad”, advirtió.

     

    3
    Últimos fallos
    Acordadas y resoluciones